La fe de la Mujer Cananea

La fe de una extranjera

El plan que Dios tenía para Jesús en esa época era que primero le enseñara al pueblo de Israel. Después, la buena noticia del amor de Dios le sería llevada a todas las demás personas del mundo.

Muchos judíos decidieron no créele a Jesús. Hubo otras personas que sí creyeron que Jesús era el Hijo de Dios. Una de ellas era una mujer que tenía una niña muy enferma. Esta mujer fue a la casa donde estaba Jesús. Se arrodillo a sus pies y le suplicó: “¡Por favor, ayúdeme! ¡Mi hija está muy enferma!”

Jesús no dijo ni una palabra. Quería ver cuánto creía ella en él. Del mismo modo, algunas veces Dios no responde de inmediato a nuestras oraciones. No dice que no.

Nos dice que esperemos. Así es como crece y se fortalece nuestra fe, del mismo modo que lo hacen nuestros músculos cuando hacemos ejercicios.

Otra razón por la que Jesús se quedó callado era que la mujer no era judía. Todavía no era el momento de predicarles a los que no eran judíos, ni de sanarlos. Fue muy difícil para Jesús alejarse de la mujer.

“¡por favor, Señor! ¡Por favor sane a mi hija!”

Los discípulos le dijeron: “¡Aléjela! Está haciendo demasiado ruido”.

“En este momento solo debo cuidar de los judíos”, le dijo Jesús a la mujer. “No está bien tomar el pan de los hijos de Dios y dárselo a los perros”.

Pero ella le dijo: “Sí, Señor. Pero hasta los perros se alimentan de las sobras que caen de la mesa del dueño”. Cuando Jesús oyó esa respuesta, sintió que el amor le llenaba el corazón.

“Mujer, tu fe es muy grande. Por esta respuesta que me diste, tu hija está sana otra vez. Vete a casa”. La mujer hizo lo que Jesús le dijo. Cuando llegó a la casa, encontró a su hijita dormida en la cama. ¡Ya estaba mejor!

Comparte con tus amigos

Más historias

Jesús enseña del Perdón

No estamos solos Los discípulos de Jesús le preguntaron: “¿Qué pasaría si alguien nos engañara...

Historia de Jesús y Zaqueo

El hombre pequeño en el árbol En Jericó vivía un hombre rico llamado Zaqueo. Él era el principal rec...

Saúl siente envidia de David

El rey Saúl siente celos Cuando David mató a Goliat, Saúl convirtió a David en general. Lo envió a l...

Pedro niega a Jesús

El gran error de Pedro Pedro había seguido a la gente que arresto a Jesús. Estaba demasiado asustado...

Historia de la Caida de Jericó

La batalla que se ganó con trompetas Josué sabía que pronto tendría que atacar Jericó. Oró a Dios pi...

Salomón es Proclamado Rey

El joven rey Cuando David murió, el joven Salomón se convirtió en rey. Ser un rey lleno de oro y joy...

Jesús sana a dos Ciegos

Más personas son sanadas Los ciegos que vivían en la época de Jesús no tenían ninguna oportunidad de...

Historia de David y Jonatán

Amigos para siempre Poco después de que David matara a Goliat, Saúl llevó a David de regreso al pala...

Historias del Antiguo Testamento

Historias de Isaac

¿Por qué Abraham quería matar a su hijo Isaac? Esta historia tienes que leer ahora mismo...

Historias de Daniel

¿Saber quién era Daniel? Daniel era un profeta de Dios, además de ser un profeta era...

Historia de Jeremías

¿Sabías que el profeta Jeremías vio la destrucción de Jerusalén? entérate tú mismo ahora...

Historias de Jonás

En Antiguo Testamento encontramos historias extraordinarias, así como de Jonás ¿Quiere saber?...

Historia del Arca de Noé

EL Arca de Noé, una historia fenomenal que existe del Viejo Testamento para todo lector...

Historia de Débora

¿Quién era Débora en Antiguo Testamento? Te invito a leer la historia completa de Débora....