Jesús es hecho prisionero

Cuando Pedro y los demás huyeron, dejaron a Jesús solo con sus enemigos. Tan solo les tomo unos pocos minutos darse cuenta de que Jesús no iba poner resistencia.

Luego lo empujaron. Jesús tropezaba mientras lo sacaban del huerto.

Los guardias llevaron a Jesús a la casa del sacerdote principal. Ahí se reunieron todos los enemigos de Jesús. Lo sometieron a juicio. Le había pagado  Judas por ayudarle a arrestar a Jesús. Ahora querían ver a Jesús muerto.

Shares