David es Coronado Rey de Israel

David es coronado

Ahora que estaban muertos los hijos de Saúl, las tribus de Israel fueron donde David y le dijeron: “Todos somos parte de la familia. Inclusive cuando Saúl era rey, usted era nuestro líder. Hemos escuchado cómo el señor lo ha escogido a usted. ¡Queremos que sea nuestro rey!”

Cuando David se convirtió en un rey, escogió a Jerusalén era tan solo una pequeña aldea. Aun así, estaba bien protegida y sería muy difícil capturarla.

Los jebuseos, que vivían en Jerusalén, se rieron de David. “¡ja, ja! ¡No podría luchar contra los ciegos y paralíticos de Jerusalén, y mucho menos contra nosotros!” pero David tenía la bendición de Dios.

Cuando él y sus hombres tomaron Jerusalén, la convirtieron en la capital donde vivía el rey de Israel y Judea.

Cuando los filisteos se enteraron de que David era rey, reunieron todas sus tropas para atacarlo. Pero David le preguntó al señor qué era lo que debía hacer. Dios le dijo: “No ataques de inmediato, sino rodéalos.

Cuando oigas el sonido de marchas en las copas de los árboles, muévete rápido. Eso querrá decir que el señor va delante de ti para derrotar al ejército enemigo”.

Y sucedió exactamente así. David derrotaba a los filisteos en todos los lugares donde luchaba contra ellos.

David tenía treinta años cuando se convirtió en rey de Judea. Fue uno de los reyes más grandes que tuvo el pueblo judío. Reinó sobre Israel y Judea durante cuarenta años.

Shares